Utilizamos cookies para evaluar el tráfico en esta página web. Al seguir usando este sitio, aceptas el uso de cookies. Leer más.
Utilizamos cookies para evaluar el tráfico en esta página web. Al seguir usando este sitio, aceptas el uso de cookies. Leer más.

compost casero ingredientes

por Webmaster

El compost casero es una excelente forma de mejorar el suelo de tu jardín, además de servir como alternativa ecológica a los fertilizantes y productos químicos comunes. El compost casero se presenta como una mezcla de distintos ingredientes reciclados y/o recolectados. La buena noticia es que, gracias a la disponibilidad de estos, ahora es mucho más fácil hacer compost casero.

Existen muchos ingredientes que puedes incorporar en la composición de tu compost casero. Algunos de los más comunes son la materia vegetal, como ramas secas, hojas, cortezas, hierbas y plantas muertas; materia orgánica como los residuos de cocina y el abono de gallinas; y los residuos orgánicos como la madera y los huesos. Estos elementos son fáciles de conseguir y por lo tanto, son la base ideal para comenzar a preparar tu propio compost.

Otro componente clave para el compost casero son los microorganismos, que descomponen los residuos orgánicos para transformarlos en nutrientes fértiles para las plantas. Estos organismos se encuentran en el suelo, aire y agua, pero para acelerar el proceso de producción de compost casero, se recomienda agregar algunos microorganismos vivos como lombrices, bacterias, protozoos y hongos. Si bien no son necesarios en todos los casos, los microorganismos pueden ayudar a mejorar el suelo de tu jardín y promover una mejor salud de las plantas.

Además de los ingredientes básicos, hay muchos otros materiales y materias que puedes agregar al compost casero para mejorar su calidad. Por ejemplo, la caliza se puede añadir como agregado para proporcionar calcio, un nutriente esencial para muchas plantas. También se recomienda agregar cenizas para aportar minerales a la mezcla. Pero ten presente que hay algunos materiales como el pegamento, la pintura, los desechos médicos, plásticos y la gasolina, que no deben ser mezclados. Estos residuos no se degradan y no son saludables para la tierra.

Una vez que hayas reunido los ingredientes de tu compost casero, es hora de comenzar la mezcla. Lo primero que debes determinar es cuáles son los materiales que deseas hacer compost. Por ejemplo, si quieres crear un sustrato muy rico en nutrientes debes mezclar materiales vegetales, orgánicos e inorgánicos. Estos deben ser mezclados en la proporción correcta para que el compost produzca los nutrientes necesarios para mejorar el suelo de tu jardín.

Luego de haber mezclado los materiales, es hora de agregarles agua. A diferencia de la tierra, el compost siempre debe estar ligeramente húmedo. El grado de humedad dependerá del tipo de material utilizado. Si la mezcla está demasiado seca, el proceso de descomposición no se realizará adecuadamente. Del mismo modo, si la mezcla está demasiado húmeda, el flujo de aire se verá limitado, impactando también el proceso de descomposición.

Una vez que la mezcla esté lista, es importante remover el material cada semana o dos. Esto permite que entre más aire a la mezcla, además de ayudar a acelerar el proceso de descomposición. Esta remoción también puede ayudar a eliminar los organismos perjudiciales y las plagas.

Finalmente, el último paso es trasladar el compost a un lugar donde no se reciba la luz directa del sol, ya que esto puede aumentar el nivel de calor. En este lugar el compost debe ser mantenido durante al menos seis meses, para que la descomposición se realice sin problemas. Una vez transcurrido este tiempo, el compost se estará listo para usarse en tu jardín.

El compost casero es una excelente forma de obtener nutrientes y vitaminas para el suelo de tu jardín. Si bien es cierto que se requiere de tiempo, esfuerzo y deseos de aprender para aprovechar los nutrientes obtenidos de esta técnica, los resultados son enormes. Por lo tanto, ¡atrévete a probar y recolecta los ingredientes necesarios para comenzar tu propia mezcla!

Puede interesarte

Lo más visto

Lo último

Este sitio web y todo su contenido, incluyendo texto, imágenes, diseño y código, están protegidos por derechos de autor. No se permite la reproducción ni el uso de ningún material contenido en este sitio sin el permiso previo y escrito del propietario del sitio. Todos los derechos están reservados.